Connect with us

Opinión

Tamaulipas manda «recursos mochados» a sus ayuntamientos 

Redaccion

Published

on

Julio y agosto fueron meses críticos para las finanzas de los municipios tamaulipecos. Sorprendidos luego de las vacaciones de la burocracia federal, estatal y en cada ayuntamiento, el retorno a actividades trajo consigo, para las áreas de finanzas o tesorerías, faltantes de administración ya etiquetados dentro del paquete económico aprobado para el ejercicio 2022. 

Esa advertencia vino desde hace dos meses cuando hubo la presencia constante de proveedores de diversos servicios en las presidencias municipales, a fin de liquidar adeudos pendientes en el año. La excusa para prolongar las liquidaciones estaba en la veda electoral como en los recortes aplicados tras la «pobreza franciscana», implementada por la Cuarta Transformación. 

Los primeros casos se dieron en administraciones a cargo de alcaldes emanados del PAN. Reiteraron un «tijeretazo» a sus ingresos cuando, al ver los números, se encontraron con menos de los previsto para la operación. Ante esto, hicieron maniobras para solventar los sueldos de los empleados, los encargados de tener la ciudad limpia, alumbrada, facilitar la movilidad y atender las necesidades de los habitantes. 

Un tijeretazo parejo  

Pero el caso también llegó a los ediles del Movimiento de Regeneración Nacional. Si bien estaba más que considerado, el impacto en su recaudación fue inquietante. Cuando averiguaron en Palacio Nacional y la Secretaría de Hacienda qué causó lo anterior, la noticia los sacudió. «Ya mandamos sus recursos y hasta les llegó de más», recibieron como respuesta. 

Y así fue. En el reciente reporte del Centro de Estudios de la Finanzas Públicas de la Cámara de Diputados, en Participaciones se transfirieron 20 mil 101 millones de pesos, es decir, un incremento de 7 por ciento a los 18 mil 767 millones programados para julio, exactamente en el mes donde el conflicto comenzó a exponerse. 

Y son exactamente en este rubro los que llegan a cada ciudad, según su población, impuestos recolectados y los diferentes gravámenes, mismos que pueden ejercerse libremente, al no estar etiquetados para una obra o programa social. Entonces ¿Dónde quedó ese dinero? 

En Finanzas del estado nadie contesta o da razón. Pero todos los titulares de esta área en cada municipio coinciden, la indicación de bajar incompleto los montos es desde esta secretaría.

Recordemos, es «el año de Hidalgo» y para la fama que carga los Vientos de Cambio ante lo opaco en el manejo de esos recursos, puntualizado por el Instituto Mexicano para la Competitividad (Imco), no está tan desproporcionada ni fuera de lugar la sospecha. 

Así llegan a su primer año de gobierno los 43 alcaldes, con los «recursos mochados». 

Click to comment

Deja un comentario

Copyright © 2024 Citadino News. Todos los derechos reservados.